jueves, 23 de noviembre de 2017

Khalil Gibran - La Belleza - Libro El Profeta


Comparto un capítulo del libro El Profeta de Khalil Gibrán dedicado a: "La Belleza". El gran poeta libanés, explica maravillosamente lo que es realmente la belleza, en un hermoso y sublime poema... La música es de Jason Shaw Audionautix.com: " Cool rider" que con su sonido y las imágenes (extraídas de Internet) complementan las palabras que dice El Profeta.-

Khalil Gibran - La Belleza - Libro El Profeta. wmv.

viernes, 17 de noviembre de 2017

Por favor, Tócame Phyllis K. David

Resultado de imagen para bebé y mama

Por favor, Tócame


Si soy tu bebé, tócame,


Necesito tanto que me toques,


no te limites a lavarme, cambiarme los pañales y alimentarme
méceme junto a tu cuerpo, besa mi carita y acaricia mi cuerpo
tu caricia relajante y suave expresa seguridad y amor

si soy tu niño, tócame
aunque yo me resista y te aleje,
persiste, encuentra la manera de satisfacer mis necesidades
al abrazo que mes das por las noches, ilumina mis sueños
el modo en que me tocas durante el día, me dice cómo te sientes

si soy tu adolescente, tócame
no creas que, por ser casi adulto, no necesito sentir que aún me cuidas
necesito tus brazos cariñosos y tu voz llena de ternura
cuando el camino se vuelve difícil, el niño que hay en mi te necesita

si soy tu amigo, tócame
no hay nada que me comunique mejor tu cariño que un abrazo tierno
una caricia curativa cuando estoy deprimido
me asegura que me quieres, y me informa que no estoy solo
tu contacto pudiera ser lo único que logre

si soy tu compañero sexual, tócame
podrías creer que la pasión basta
pero solo tus brazos alejan mis temores
necesito tu toque de ternura que me da fe,
y me recuerda que soy amado porque soy como soy

si soy tu hijo adulto, tócame,
aunque tenga mi propia familia para tocar
aún necesito que me abracen papá y mamá cuando me siento triste
como padre yo mismo, mi visión ha cambiado y los valoro aun más

si soy tu padre anciano, tócame
como me acariciaban cuando era pequeño
coge mi mano, siéntate cerca de mi, dame tu fuerza
y calienta mi cuerpo cansado con tu proximidad
mi piel está arrugada, pero goza cuando es acariciada
No tengas Temor..sólo Tócame

Phyllis K. David
  
  

martes, 17 de octubre de 2017

¿POR QUÉ DEBEMOS SER BUENOS Y AMAR A NUESTRO PRÓJIMO?



¿Por qué debemos ser buenos, justos, generosos, entusiastas, por qué debemos amar a nuestro prójimo, brindarnos, entregarnos? ¿Obtenemos alguna ventaja? ¿Somos recompensados?
La única respuesta honesta es no. No está garantizado que los méritos sean recompensados, que los mejores obtengan los reconocimientos que han merecido. Los generosos son explotados por los egoístas, los honestos son estafados por los ladrones, los dóciles son acallados por los intolerantes. El que ha sido generoso no recibe en modo proporcional a lo que ha dado.
Jenner, que eliminó la viruela del mundo, murió amargado. A Lavoisier, el padre de la química moderna, los revolucionarios franceses le cortaron la cabeza. Semmelweis, que salvó a las mujeres de muerte puerperal, fue empujado a la locura.
¿Cosas del pasado? ¡Pero no! En política se admira al que es despreciativo, en televisión al que divierte, en los debates al que logra imponerse.Cuando llega alguien muy capaz, los mediocres, por envidia, lo despedazan. Cuanto más lo admiran en su intimidad, tanto más lo denigran.
A todos nos ha tocado ser generosos, haber repartido en nuestro trabajo tesoros de inteligencia y de paciencia. Luego, cuando hemos hecho algo mejor, en lugar de reconocimiento hemos recibido sólo la mirada de desprecio, una afirmación irónica. Y detrás de esta crítica, hemos sentido el rencor provocado por el hecho de que habíamos estado muy bien.
Repetimos la pregunta: ¿Por qué debemos ser buenos? Y es la misma pregunta terrible que resuena en la Biblia y en el Talmud. ¿Por qué, se preguntaban los judíos, nosotros que somos dóciles, que respetamos las leyes del Estado y de la Torah divina, estamos oprimidos y somos perseguidos por los violentos?
¿Por qué los justos sufren y los sacrílegos están tranquilos? Y encontraban la respuesta en la fe religiosa. Dios, al final, recompensará a los buenos y castigará a los malvados según la justicia.
¿Pero ahora qué respuesta damos? Cada época está obligada a repetirse la misma pregunta y a encontrar su respuesta. En nuestra época desencantada, que no cree en el infierno ni en el paraíso, deberíamos poder demostrar con un razonamiento que conviene ser buenos, dar una demostración científica.Pero no existe ningún cálculo de los costos-beneficios que justifique ser buenos. No “se gana nada”. Y entonces, ¿por qué hay que serlo?
La única respuesta es ésta: por amor, porque queremos a alguien. Porque queremos beneficiar a nuestro hijo, a nuestros amigos, a nuestra ciudad, a la naturaleza, al que vendrá. Si no existe este “querer bien” originario, libre, inmotivado, gratuito, esta virtud que surge directamente de nuestra naturaleza humana y de nuestra libertad, no puede existir ninguna moral.
El progreso humano llega porque todo hombre es capaz de dar. Toda la moral del mundo no proviene de un cálculo egoísta, sino de una energía primigenia que lleva a los hombres a crear, a hacer más cosas, a dar antes que recibir.
Algunos pueden llamarlo instinto, pero es un instinto con el cual la naturaleza se contrarresta a sí misma, a sus leyes, a la pura lucha por la existencia, al egoísmo individual, grupal. Es un ir más allá, trascender. Es lo que hicieron Jener, Semmelweis y millones de otros que han pasado su vida trabajando, creando.
Una leyenda hebraica afirma que el mundo existe porque treinta y seis justos, humildes y desconocidos, contrabalancean el mal que lo destruiría. Es una verdad profunda. Por fortuna los justos son muchos, muchos más.
FUENTE:  EL OPTIMISMO (Francesco Alberoni)

viernes, 29 de septiembre de 2017

21 mensajes para transmitir a cada miembro de la siguiente generación



1.- Eres un ser deseado. Estás aquí porque el Universo lo quiso y contribuirás con él al desarrollo de la conciencia.
2.- Siente que eres libre de ser lo que eres, no permitas que nada ni nadie te etiquete, ni te imponga guiones que no se corresponden con tu autenticidad.
3.- Cada ancestro de tu árbol es un don que hay dentro de ti para ser usado a tu favor y al de toda la humanidad.
4.- Aprende a no pedir amor, sino a amar.
5.- Cree en los pequeños milagros de cada día y atiende a las coincidencias, en ellas hay mensajes ocultos que te guían en el correcto camino.
6.- Cada día, haz un acto generoso, un acto de bondad.
7.- Si en tu árbol genealógico hubo traumas, sánalos actuando.
8.- Déjate guiar por tu cuerpo, es sabio. Él te alertará de las situaciones de las que debas alejarte, sintiendo tensión y malestar. También te dirá cuando estás alineado con lo que eres, sintiendo relajación y bienestar.
9.- No contamines tu cuerpo con tóxicos, hábitos perjudiciales o una mala alimentación.
10.- En cuanto puedas, sé independiente. Cuanto antes, trabaja utilizando tu creatividad y realízate desarrollando tu vocación.
11.- Escribe un poema cada día.
12.- Busca y provoca situaciones que te hagan reír y hagan reír a los demás.
13.- Tiende a compartir, a colaborar, a ser solidario.
14.- Cuando tengas problemas, puedes analizarlos, puedes hablarlos, pero ten por seguro que hasta que no actúes no se producirá la transformación.
15.- Siente gratitud por todo lo que te regala el universo.
16.- Recuerda que nada en este plano de existencia perece, sino que se transforma.
17.- Aprende, investiga, observa, escucha, lee, estudia, conoce. Mantén siempre una actitud crítica, no te creas nada que no hayas experimentado por ti mismo.
18.- No te apegues a nada material. No consumas lo que no necesitas. Deshazte de lo viejo, de lo innecesario y de todo lo que no te alegre la vida, y deja espacio para que entre lo nuevo, lo útil y lo bello.
19.- Tampoco te apegues a ninguna creencia. Lo mismo que tu cuerpo se renueva constantemente, también lo deben hacer las ideas.
20.- Siembra cada día las semillas que te lleguen de dentro o de fuera. La semillas pueden ser palabras, caricias, belleza, acciones. Ellas son los gérmenes de más sabiduría, amor, la verdad, la belleza, el arte y la salud.
21.- Cuida con mimo el territorio que está más allá de tu cuerpo, tu casa, tu barrio, tu ciudad… el planeta y el universo.
FuentePlano sin fin, inspirados en enseñanzas de Alejandro Jodorowsky

lunes, 28 de agosto de 2017

Maya Angelou fue entrevistada en su 70º cumpleaños.

Resultado de imagen para Maya Angelou dijo esto: "Aprendí que no importa lo que pase, o cuán malo puede parecer el día de hoy, la vida continúa, y mañana será mejor."

Maya Angelou fue entrevistada en su 70º cumpleaños. Le preguntaron sobre qué pensaba de envejecer. Y dijo que era "emocionante".
Respecto de los cambios físicos, dijo que muchos ocurrían a  diario...como sus senos. Parecen estar en una carrera para ver  cuál de los dos alcanzaría su cintura primero.La audiencia rió tanto que lloró.
¡Ella es una simple y honesta mujer, con tanta sabiduría en sus  palabras!
Maya Angelou dijo esto:
"Aprendí que no importa lo que pase, o cuán malo puede parecer el día de hoy, la vida continúa, y mañana será mejor."
"Aprendí que se puede decir mucho, sobre una persona a partir de la manera en que maneja estas tres situaciones:
un día lluvioso, un equipaje perdido, y luces navideñas enredadas."

"Aprendí que sin importar la relación que tengas con tus padres, los extrañarás cuando ya no estén en tu vida."
"Aprendí que "algo de que vivir" no es lo mismo que  "vivir"." 
"Aprendí que a veces la vida te da segundas oportunidades."

"Aprendí que no hay que ir por la vida con guantes de béisbol en ambas manos, tienes que aprender a tirar algunas cosas." 
"Aprendí que cuando decido algo con un corazón abierto, casi  siempre tomo la decisión correcta"
"Aprendí que incluso cuando siento molestias, yo no  tengo que  ser una."

"Aprendí que todos los días deberías acercarte y tocar a  alguien. La gente ama un cálido abrazo, o simplemente una palmada amistosa en la espalda.” 
"Aprendí que aún tengo mucho por aprender."

"Aprendí que las personas olvidarán lo que dijiste, olvidarán lo  que hiciste, pero las personas nunca olvidarán cómo las hiciste  sentir."

Fuente: 
http://williamusmav.blogspot.com.ar/2013/02/maya-angelou.html 
En esta web está tambiémn su biografía

miércoles, 7 de junio de 2017

VIDEO: Manten el control - Renny Yagosesky



Renny Yagosesky es el autor de estos sabios consejos: "Mantén el control", de su libro: El consejo de los sabios" son frases que nos motivan para entender el comportamiento de algunas personas hacia nosotros y así, actuar de forma equilibrada para enriquecer la vida y descubrir que hay mucho para valorar y también para alejar ó distanciar si nos hace daño ... Las imágenes son de flores silvestres (extraídas de Internet) y la música es de: Puddle of Infinity: “ Wind marching for rain” que armoniza con las flores, ya que ellas son más hermosas cuando "el viento les trae lluvia", para relajarnos leer, escuchar y reflexionar.-

 Manten el control - Renny Yagosesky wmv 

lunes, 29 de mayo de 2017

ESTRELLAS Y COMETAS - EDUARDO GALEANO

Resultado de imagen para imagenes de estrellas y cometas

Hay personas Estrella y hay personas Cometa. Los Cometa pasan. Apenas son recordados por las fechas que pasan y vuelven. Los Estrella, en cambio, permanecen. Hay mucha gente Cometa. Pasa por nuestra vida apenas por instantes; no cautiva a nadie, y nadie la cautiva. Es gente sin amigos, que pasa por la vida sin iluminar, sin calentar, sin marcar presencia. Así son muchos artistas. Brillan apenas por instantes en los escenarios de la vida. Y con la misma rapidez que aparecen, desaparecen. Así son muchos reyes y reinas: de naciones, de clubes deportivos o concursos de belleza. También entran los hombres y mujeres que se enamoran y se dejan enamorar con la mayor facilidad. Así son las personas que viven en una misma familia y pasan al lado de otro sin ser presencia, sin existir. 
Lo importante es ser Estrella. Hacer sentir nuestra presencia, ser luz, calor, vida. 
Los amigos son Estrella. Los años pueden pasar, pueden surgir distancias, pero en nuestros corazones quedan sus marcas. Ser Cometa no es ser amigo, es ser compañero por instantes, explotar sentimientos, aprovecharse de las personas y de las situaciones. Es hacer creer y hacer dudar al mismo tiempo. La soledad es el resultado de una vida Cometa.
 Nadie permanece, todos pasan. Y nosotros también pasamos por los otros. Es necesario crear un mundo de personas Estrella, verlas y sentirlas todos los días, contar con ellas siempre, ver su luz y sentir su calor. 
Así son los Amigos: estrellas en nuestras vidas. Se puede contar con los amigos.
 Ellos son refugio en los instantes de tensión, luz en los momentos oscuros, pan en los períodos de debilidad, seguridad en los pasajes de desánimo. Al mirar a las personas Cometa es bueno no sentirnos como ellas, ni desear el agarrarnos de su cola. Al mirar a los Cometa, es bueno sentirse Estrella, dejar por sentada nuestra existencia, nuestra constante presencia, vivir y construir una historia personal.
 Es bueno sentir que somos luz para muchos amigos y que ellos nos han iluminado a su vez. Es bueno sentir que somos calor para muchos corazones y que esos corazones nos arroparon cuando el frío nos castigó. Ser Estrella en este mundo pasajero, en este mundo lleno de personas Cometa, es un desafío, pero por encima de todo, una recompensa. Ser Estrella es nacer, vivir, y no existir apenas.

 Eduardo Galeano

jueves, 27 de abril de 2017

Video: Poema "Quiero vivir en la montaña" - Pedro Bethencourt Padilla



 Pedro Bethencourt Padilla, poeta canario, es el autor de este poema:"Quiero vivir en la montaña" sus versos son un maravilloso canto a la vida en armonía con la naturaleza, la Tierra y los seres que la habitan... La música es de Nelson Ramazzotti, compositor e intérprete argentino, el tema es: "En la cumbre de la montaña", complemento ideal para escuchar mientras leemos el poema, las imágenes son de Internet, para disfrutar y recapacitar .-

Quiero vivir en la montaña-Pedro Bethencourt Padilla. wmv

miércoles, 15 de marzo de 2017

SUCEDIÓ EN UN AVIÓN: HISTORIA RACISTA

 
Una Señora Dijo: “No Me Sentaré Al Lado De Un Negro”
El 14 de Octubre de 1998, en un vuelo trasatlántico de la línea aérea British Airways tuvo lugar el siguiente suceso:
 A una dama la sentaron en el avión al lado de un hombre de raza negra. La mujer pidió a la azafata que la cambiara de sitio, porque no podía sentarse al lado de una persona tan desagradable. La azafata argumentó que el vuelo estaba muy lleno, pero que iría a revisar a primera clase a ver por si acaso podría encontrar algún lugar libre.
 Todos los demás pasajeros observaron la escena con disgusto, no sólo por el hecho en si, sino por la posibilidad de que hubiera un sitio para la mujer en primera clase. La señora se sentía feliz y hasta triunfadora porque la iban a quitar de ese sitio y ya no estaría cerca de aquella persona. Minutos más tarde regresó la azafata y le informó a la señora :
"Discúlpeme señora, efectivamente todo el vuelo esta lleno ... pero afortunadamente encontré un lugar vacío en primera clase". Sin embargo, para poder hacer este tipo de cambios le tuve que pedir autorización al capitán. Él me indico que no se podía obligar a nadie a viajar al lado de una persona tan desagradable. "
La señora con cara de triunfo, intentó salir de su asiento, pero la azafata en ese momento se voltea y le dice al hombre de raza negra:" ¿Señor, sería usted tan amable de acompañarme a su nuevo asiento? "
Todos los pasajeros del avión se pararon y ovacionaron la acción de la azafata. Ese año, la azafata y el capitán fueron premiados y gracias a esa actitud, la empresa British Airways se dio cuenta que no le había dado demasiada importancia a la capacitación de su personal en el área de atención al cliente, la empresa hizo cambios de inmediato; desde ese momento en todas las oficinas de British Airways se lee el siguiente mensaje: 

"Las personas pueden olvidar lo que les dijiste,
 las personas pueden olvidar lo que les hiciste,
 pero nunca olvidarán cómo los hiciste sentir".

lunes, 16 de enero de 2017

ARMONÍA - Graciela Heger


Parece difícil en estos tiempos decir "mantén el buen humor", y sin embargo, es parte de lo que debemos lograr para estar en armonía. 
 Observemos por un instante a las personas en un transporte público,
en la calle, en la oficina, o simplemente en nuestro hogar...
 ¿A cuántas vemos de buen humor?

Seguramente la respuesta será: muy pocas, o ninguna. Qué triste, ¿no? Si los seres humanos comprendiéramos que la alegría es parte de la magia de la vida, que sólo con alegría se llega de una manera distinta e inolvidable al corazón de los demás, y que la alegría sana, cura, cambia...

 En cambio, parece que estar enojado, triste, agresivo o quejándonos todo el tiempo está mejor, y si supiéramos que toda esa energía disparada por doquier nos produce malestar, sensación de incertidumbre, temor, miedo, y hasta logra muchas veces que enfermemos y en el menor de los casos padecer pequeños malestares como dolor de cabeza, indigestiones y hasta que no podamos conciliar el sueño... 

 Todos estamos buscando la alegría fuera de nosotros, pero no es ahí en donde podemos encontrarla. La alegría está en nosotros, y somos los únicos que podemos estimularla y hacer que salga, que aparezca. Parece que hoy nos cuesta sonreír o estar alegres porque sí, porque se nos ocurre, o porque nos decidimos a vivir de una manera diferente a los demás.

 Se han perdido tanto la alegría y el buen humor, que cuando nos ven sonreír demasiado, hasta nuestro entorno suele preguntar ¿qué le pasó? ¿qué le sucedió..? Se ven a diario en los trabajos caras serias, estructuradas, preocupadas, corriendo sin parar... y si alguno ríe lo juzgan que no trabaja y no como que ese ser es feliz...

 Llegamos a casa y sucede algo parecido, primero miramos la cara de todos y si los vemos relajados reímos y si no, nos adaptamos a las circunstancias... Vamos a una reunión y sucede lo mismo, si ríen, nosotros reímos, si no ríen, nos sentamos y ponemos la cara que mejor se adapte...

 ¡Y qué grave error cometemos! Si sentimos alegría tenemos que saber que es bueno, que atrae cosas buenas a nuestra vida y que llevamos con ella cosas buenas a los demás también. Además, esa alegría que nace de un corazón alegre, de un saber mirar la vida del lado positivo, tiene un valor incalculable... 

Debemos dejar que la alegría fluya de nosotros, e imaginar que somos como bengalas... En un cielo muy oscuro podemos iluminar, y si cada día somos más, esa luz irá creciendo, y poco a poco podremos hacer desaparecer toda esa carga negativa y nefasta que día a día nos aplasta... ¡Intentemos llevar alegría a los que nos rodean, y esa alegría se verá multiplicada en nuestras vidas! 

 Graciela Heger